Everything from:riesgos

Contratar a tu agencia de publicidad por la oferta más baja… ¿qué podría salir mal?

La “subasta inversa” es un modelo de compra por el que una empresa anuncia su deseo de adquirir un determinado producto, acepta ofertas de diversos proveedores y se queda con la más baja.

Es relativamente habitual en los portales de compras de grandes empresas, sobre todo para adquirir productos “comoditizados” como suministros de oficina o equipos electrónicos que cumplan con un pliego de requisitos.

Sigue leyendo el artículo…

Gestión de requisitos de producto: ¿lenta o rápida?

En el ámbito del Product Management, se usan a menudo los conceptos de «proceso rápido» o «proceso lento» para describir el grado de formalidad con la que se gestionan los requisitos de producto.

Un «proceso lento» se caracteriza por un elevado nivel de formalidad. Dentro de esa formalidad, es habitual encontrar estándares y directrices que dictan cómo se articula el proceso. Además, las decisiones suelen ser colegiadas y se registran de manera explícita. Para evitar la ambigüedad, el proceso suele llevarse a cabo con un nivel de detalle considerable.

Por el contrario, un entorno caracterizado por la gestión rápida de requisitos suele prescindir de casi toda esa formalidad. En ausencia de estándares y directrices formales, el juicio experto y la experiencia del equipo son la guía principal del proceso. Las decisiones personales del responsable de producto son mayoritarias. Como cabe esperar, el nivel de detalle con el que se documentan las decisiones es bajo.

Pero… ¿qué método es mejor?

Ninguno es mejor que el otro. Veamos por qué.

Sigue leyendo el artículo…

Debate sobre internacionalización de empresas
Ayer, asistí a un debate-coloquio sobre internacionalización empresarial organizado por Directivos & Gerentes y JUMP!, una iniciativa promovida por varias empresas como Deutsche Bank, DHL, Baker & McKenzie o Crédito y Caución. Suelo ser bastante exigente con el contenido de los eventos y, sin embargo, tengo pocos peros que ponerle a este de ayer.

Las charlas de Alberto Torres, de PortobelloStreet.es, y de Borja Zamacola, director de Marketing de Neck & Neck, resultaron amenas e informativas a partes iguales. Torres se centró en su situación actual de incipiente internacionalización, mientras que Zamacola habló desde la experiencia que de una marca que ya está presente en 17 países. Las mesas redondas, protagonizadas por directivos de las empresas que conforman la iniciativa JUMP!, se caracterizaron por la sensatez de las recomendaciones. Se notaba, a la legua, que quienes hablaban tenían muy claras las dificultades de embarcarse en actividades de comercio internacional y hablaban desde la experiencia de quien ha visto a muchas empresas triunfar… y a muchas otras darse importantes bofetones.

Me resulta imposible resumir en un post todo lo que se dijo, así que me voy a limitar a reproducir las frases-clave que más me llamaron la atención:Sigue leyendo el artículo…

Los riesgos del link building salvaje
Todos sabemos que los enlaces a tu web son fundamentales para cualquier web, ya sea como parte de tu estrategia SEO o como una manera de lograr visitas por referencia directa desde otras webs. Sin embargo, llevados por este concepto, muchas empresas se lanzan a estrategias de link building muy agresivas orientadas a disparar su posición en los rankings de Google.

Estas prácticas de link building a gran escala conllevan riesgos considerables: recibir una importante penalización por parte de Google, que puede pasar factura a nuestro negocio durante meses o años.

Entre las prácticas que Google intenta detectar y penalizar destacan los enlaces pagados, los intercambios excesivos de enlaces, los anuncios que transfieren PageRank (es decir, que no usan mecanismos como la etiqueta rel=»nofollow») o, por supuesto, los vínculos no naturales, como los que a veces podemos encontrar en plugins y plantillas gratuitas para sistemas de publicación como WordPress.

He compartido esta página en Slideshare con las principales ideas alrededor de este asunto:Sigue leyendo el artículo…

¿Se acerca el fin del SEO? Piensa en tus clientes, estúpido.
Un par de artículos de estos días, me han hecho pensar más sobre lo que escribí la semana pasada al hablar de las cinco verdades incómodas sobre SEO que no se suelen decir abiertamente.

El primero de ellos fue el que publicó David Bonilla en su blog, acerca de las decisiones que han tomado con respecto a la relación con Google en sus negocios, como el comparador de videojuegos Otogami. David dice cosas como:

No sé si seremos capaces de montar un negocio online sin la ayuda de Google, pero si sé que no quiero montar un negocio online que dependa de Google

Y pone como ejemplo el caso de eDreams, el portal de viajes que se dio un castañazo en bolsa al caer estrepitosamente en el índice de Google. Dice David que no quiere trabajar para Google y, en eso, tiene más razón que un santo. Sin embargo, entre trabajar para Google e ignorar a Google hay un punto medio muy interesante que muchos olvidan:

…construir algo tan awesómico que consiga el “Efecto Wow”. Algo que guste tanto a la gente como para incitarla a compartirlo y PRESCRIBIRLO.

David dixit. Ahí está el misterio: pensar en satisfacer a tus clientes. Oh, sí, ya sé que eso es lo que te dicen en la primera clase de «Introducción al marketing» pero, ¿a que se nos olvida a menudo?

Pero lo mejor no es eso: lo mejor es que lo que gusta a tus clientes es también lo que le gusta a Google. Lo contrario no es necesariamente cierto: los contenidos pensados para posicionar son, mayoritariamente, ideales para disgustar a tus usuarios. Desde Google, no se hartan de decírnoslo: lo que importan son los contenidos de calidad. Pues, nada, todo el mundo empeñado en crear falsas páginas de resultados de búsqueda, contratar granjas de vínculos, usar dominios intermedios y cualquier otra guarrería, sólo con tal de estar arriba.

Por cierto, ya va siendo hora de dejar de usar expresiones como «por culpa de los cambios en los algoritmos de Google». Google tiene su lado oscuro, sin duda, pero sería mucho más correcto (y honesto) decir cosas como «ya nos han pillado los de Google intentando colársela de mil formas».

El segundo artículo sobre el tema es este que he encontrado en Mashable y cuyo título he calcado hoy: Are we coming to the end of SEO? Básicamente, el artículo trata de estas cuestiones de aquí arriba: a Google le interesa primar el contenido de calidad por encima de la sobre-optimización SEO y, si te concentras sólo en esto en lugar de en pensar en tus clientes, sólo es cuestión de tiempo que te den un capón que te haga perder un 60% en bolsa. Quizá, si lo dice alguien en Mashable y, además, en inglés, más gente empezará a convencerse y a concentrarse en el viejo oficio de dar a tus clientes lo que quieren (o, preferiblemente, más de lo que esperan).

Sólo para que conste: no creo que se acerque el fin del SEO, en general. El SEO que sí está abocado a la extinción (o, como mínimo, a una constante escalada armamentística contra Google, plagada de costes y de riesgos) es aquel que sólo mira a Google, al ranking, y se olvida del cliente.

Todos los bits son iguales
Ya estamos en el año 2014 y, sin embargo, aún abundan las empresas que fuerzan a sus clientes a reproducir comportamientos más propios de 1985. En los últimos meses, ¿cuántas veces has tenido que enviar, por correo electrónico, un documento firmado y escaneado?

Alguien te envía por email un documento para que lo aceptes pero te requiere que se lo devuelvas firmado. No le vale con que contestes al correo diciendo que estás de acuerdo, no, necesita ver tu firma. Pero, claro, lo que va a ver no es tu firma, sino tu firma escaneada. Quizás, ni eso: verá tu firma digitalizada e insertada en su documento, posteriormente guardado como PDF. Sin embargo, para muchos, los bits que representan tu firma garabateada en un PDF parecen ser mejores bits que los que codifican tu OK en un modesto email. Pero todos esos bits son iguales, en el fondo.Sigue leyendo el artículo…

Heartbleed: una terrible vulnerabilidad informática
En los últimos días, las noticias sobre Heartbleed, la importante vulnerabilidad descubierta en la tecnología OpenSSL, ha ocupado tuits y titulares por doquier. Y no es para menos: se trata de un bug que puede ser usado de forma prácticamente continua, sin dejar huella, en uno de los sistemas de seguridad más extendidos en la Web.

Pero… ¿qué es Heartbleed?

Heartbleed es una vulnerabilidad descubierta en dos versiones concretas, 1.0.1 y 1.0.2-beta, de OpenSSL (ver más abajo) que permite a un atacante acceder a una pequeña porción (64 KiB) de la memoria del servidor web al que ataca. En esa pequeña porción de memoria puede haber cualquier cosa, en cada momento. El matiz peligroso está en que el atacante puede repetir su ataque tantas veces como quiera a lo largo del tiempo, consiguiendo 64 KiB de memoria distintos cada vez: para evitar otro tipo de ataques, la posición en la que se van guardando los datos en memoria va cambiando dinámicamente, así que sólo tienes que hacer un número ingente de ataques de 64 KiB y confiar en que las probabilidades te permitan pescar alguna información interesante, como un usuario y contraseña o una clave privada.Sigue leyendo el artículo…

11 pensamientos sobre comercio exterior e internacionalización
El mundo es demasiado grande como para limitarte a hacer negocios dentro de las fronteras de tu país. El comercio exterior, y más aún en esta época de parón económico en España, es la vía sensata para el crecimiento y la expansión de la mayoría de las empresas. Sin embargo, lanzarse a una aventura internacional no es sencillo, ni es algo que deba hacerse sin el debido análisis previo.

A lo largo del tiempo, he ido recopilando experiencias, positivas y negativas, sobre lo que implica hacer negocios internacionales. Algunas, observando a mi alrededor y, otras, protagonizadas en primera persona. Aquí, un resumen rápido:
Sigue leyendo el artículo…